En la colonia Sascalum una persona aseguró una serpiente de un metro con 20 centímetros de largo que posteriormente entregó a los bomberos.

El lunes a las 10:00 horas, dentro de su predio una persona se encontraba limpiando el patio.

Dentro de la basura y la hierva se encontraba enrollada la serpiente de las llamadas Oxcan.

En vez de matar a la serpiente, la persona buscó una bolsa para poder meterla y después llevarla a las instalaciones de los bomberos.

La serpiente se entregó y para evitar que se escapara, los bomberos la metieron a una jaula para perro.

Por su parte los bomberos llevaron a la serpiente hasta un terreno despoblado fuera de la ciudad donde la serpiente fue soltada.

Print Friendly, PDF & Email