El Partido Revolucionario Institucional (PRI) presentó este viernes una queja ante el Instituto Nacional Electoral (INE), para investigar posibles conductas infractoras de la legislación cometidas por Andrés Manuel López Obrador, por el uso de una aeronave privada durante su campaña.

El hecho denunciado consiste en que el candidato contrató una avioneta privada cuyo propietario presumiblemente no se encuentra autorizado para brindar servicios a los partidos políticos y candidatos.

La aeronave utilizada tiene la matrícula XB-HSW, que sólo puede ser empleada para uso privado, de conformidad con el artículo 44 de la Ley de Aviación Civil, no así para prestar servicios de taxi aéreo.

La queja fue formalizada por Claudia Pastor Badilla, representante propietaria ante el Consejo General del INE, y por la diputada Mariana Benítez Tiburcio, consejera del Poder Legislativo ante el organismo electoral, quienes explicaron que la factura y documentación que ha sido difundida en redes sociales por personas del equipo de campaña de López Obrador, muy probablemente es una simulación con el ánimo de ocultar o eludir el sistema de fiscalización, ya que el documento fue emitido por una Persona Moral que no es la propietaria, y la dueña de la aeronave es una Persona Física.

Señalaron que existen contradicciones entre lo dicho por López Obrador y la información que ha salido a la luz pública, por lo que pidieron que sea el INE, en ejercicio de sus atribuciones, quien realice las investigaciones correspondientes que permitan generar certeza sobre el uso de recursos económicos en su campaña electoral.

Print Friendly, PDF & Email