Grape-kun era un pingüino anciano de 21 años que había llegado al corazón de medio mundo por estar ‘enamorado’ de un recorte de catón de Hululu, un personaje de la serie japonesa serie ‘Kemono Friends’. El animal vivía en el zoológico japonés de Tobu, donde su visita era casi obligada ya que nunca se separaba del recorte de esta muñeca manga.

Según cuenta Mirror, Grape-kun estuvo más de una década unido Midori, una hembra que le abandonó por otro macho más joven, fue entonces cuando el pingüino encontró consuelo en Hululu.

Tal y como se ve en el vídeo, Grape-kun pasaba mucho tiempo junto al recorte con las alas extendidas y el pico apuntando hacia arriba,  una postura de cortejo de pingüinos, lo que hace pensar que el animal estaba ‘enamorado’ de ella.

Print Friendly, PDF & Email