Por segundo día consecutivo se plantó en los bajos del  palacio municipal,  Pedro Javier Carrillo, locatario del Pedro Sainz de Baranda.

El inconforme reitero su acusación de hostigamiento del personal de la Subdirección de mercados y acuso directamente a la alcaldesa de presiones para que deje de expender sus productos en el centro de abastos.

Indicó que su única finalizad es mantenerse en espera de una respuesta de las autoridades por lo que se plantó a las afueras del Ayuntamiento de Campeche, para que al momento de ingresar pueda encarar a la munícipe.

“Lo que quiero es que me dejen trabajar porque estaba en la tórtola hace ocho meses y hace dos meses se llevaron todo lo de mi puesto, me puse con estas cajas hace dos meses en protesta, pero no me hacen caso y tengo que recurrir a algo más, y si pasa la alcaldesa quiero que vea que estoy pidiendo y  que me deje de estar fastidiando, porque ella no me quiere dar mi espacio porque le estoy haciendo bulla y manchando su imagen” externó.

Por último Javier Carrillo señaló que tal pareciera que la alcaldesa pretende que los locatarios que son retirados y expulsados del mercado se conviertan en ladrones pero indicó que seguirá luchando por recuperar su lugar para llevar el sustento de su familia.

Print Friendly