Se realizó la clausura del curso “Hagamos la diferencia entre oír y escuchar”, mediante el cual se capacitó a 18 docentes de Educación Especial y 26 madres y padres de familia a fin proveerles de los conocimientos para la atención adecuada de alumnos de la entidad que cuentan con implante coclear.

Este curso, que fue realizado a través del departamento de Educación Especial, en coordinación con la Dirección de Asistencia Social, Atención Personas con Discapacidad y Rehabilitación del Sistema DIF Estatal, surge derivado del programa “Implante Coclear: un sonido que despierta la vida” como parte de las acciones y estrategias que impulsen la inclusión y equidad en el sector educativo.

Durante la ceremonia de clausura y entrega de reconocimientos a los participantes, el subsecretario de Educación Básica, Ricardo Koh Cambranis, en representación del secretario de Educación, Ricardo Medina Farfán, señaló que este tipo de actividades, al ver cómo repercuten favorablemente en los pequeños, se da muestra de lo valiosas que son y la diferencia que hacen en su vida.

Cabe mencionar que este taller capacitó a 18 docentes de los niveles de preescolar regular, preescolar indígena así como 26 padres de familia durante cuatro sesiones divididas en 40 horas de trabajo presencial y en línea en beneficio de 13 niñas y niños de Calakmul, Champotón, Escárcega, Calkiní y Campeche, que cuentan con este aparato.

Print Friendly