Una mujer canadiense fue enjuiciada en Australia, acusada de intentar contrabandear drogas para obtener suficiente dinero para viajar por el mundo tomándose fotos en lugares exóticos y colocarlas en Instagram, según las autoridades.

Melina Roberge, de 24 años, estalló en sollozos en un tribunal en Australia el miércoles cuando fue sentenciada a ocho años de prisión por su participación en un intento de contrabandear 16 millones de dólares en cocaína a Sydney en equipaje a bordo de un crucero de lujo.

La joven dijo a la corte de Nueva Gales del Sur que arriesgó ser condenada a cadena perpetua en Australia por la oportunidad de tomarse selfies en lugares “exóticos y colocarlos en Instagram para recibir atención” durante una vacación de 17 mil dólares por la que no podía pagar.

Tres canadienses se declararon culpables de contrabandear 95 kilogramos de cocaína en equipaje a bordo del MS Sea Princess durante un crucero de siete semanas en el 2016 desde Gran Bretaña a Irlanda, Bermudas, Colombia, Panamá, Ecuador, Perú, Chile y Australia.
Fuente: Publimetro

Print Friendly, PDF & Email