Exigen partidos políticos del Estado la renuncia del alcalde de Hopelchén, Alonso Pacheco Ucan, y del Secretario de Seguridad Pública,  ante el homicidio presentado el fin de semana a manos de elementos de la Policía Estatal Preventiva en Bolonchén de Rejón. 

Por separado los representantes de los organismos políticos emitieron un mensaje enérgico pidiendo al gobierno del Estado terminar con la ingobernabilidad que se vive en la geografía estatal, y que se recrudece ante la incapacidad de los elementos policiacos.

El presidente del Comité Ejecutivo Estatal PRD Campeche, William Manuel Mena Flores, arremetió contra las autoridades y pidió sean destituidos ante su indiferencia.

“El exhorto a este fallido edil a que por dignidad renuncie al cargo, ya que su incompetencia pone en riesgo la estabilidad social del municipio de Hopelchén. Denunciamos la falta de compromiso y don de mando del Secretario de Seguridad Pública y protección a la comunidad Jackson Villacís Rosado quien no pone orden en los elementos policiacos bajo su responsabilidad” indicó.

PRD 1

A esta denuncia se sumó Movimiento Regeneración Nacional (MORENA) quien exigió castigo a los responsables, condenó el nulo actuar del gobierno estatal y pidió también la destitución del alcalde chenero.

“MORENA condena abuso de poder en Bolonchén donde pierde la vida, Dennis Abraham Canche y por ello la exigencia a autoridades a esclarecer hechos y castigar a los involucrados y que paguen con justicia” indicó su líder Carlos Ucam Yam.

A esta denuncia se sumaría la del Partido Acción Nacional a través del diputado federal, Jorge Rosiñol Abreu, quien exigió un castigo ejemplar para los “asesinos” de Dennis Canche Trejo.

PAN 1

“Es necesario darles un seguimiento,  un  castigo ejemplar, y que estos lamentables hechos no se vuelvan a repetir, es falta de capacitación,  por ello que se les exhiba públicamente para que sea este su castigo”.

Por último el representante del PT, Antonio Gómez Saucedo, se sumó a las denuncias y exigencias de los partidos políticos del Estado.

Print Friendly