“El líder nacional de Morena, Andrés Manuel López Obrador, postula delincuentes y criminales para que ocupen puestos políticos” afirmó el presidente del Comité Ejecutivo Estatal del Partido de la Revolución Democrática, Víctor Améndola Avilés, en su habitual conferencia de prensa semanal, indicó que a unos meses de que arranquen las campañas es peligroso que alguien que anticipadamente brinda fuero a delincuentes como Napoleón Gómez Urrutia, llegue a la Presidencia de la República además de que pretende amnistía a los narcotraficantes.

Améndola, afirmó que esta clase de actos hace cuestionar ¿Cuál será el trasfondo y el precio por haber incluido al ex líder minero en su lista de candidatos plurinominales al Senado?

Agregó que el precandidato de Morena, da entender que el país no tiene memoria, pues este criminal exiliado y nacionalizado canadiense, fue implicado en un fraude de 55 millones de dólares, que hizo que huyera del país en 2005, dejando a sus agremiados con grandes problemas económicos.

El presidente del PRD, subrayó que parece que López Obrador, no encaja con el concepto de líder de izquierda: sus ideales difieren totalmente a las de esta corriente, con sus conceptos de “república amorosa” guiada por un “código del bien” y dejando de lado el estado laico con sus declaraciones mesiánicas en las que deposita el posible cambio en la política mexicana.

Por lo anterior, afirmó que no se puede permitir que se le dé cabida nuevamente a quienes se reconoce como líderes del sindicalismo charro, como son Gómez Urrutia y Elba Esther Gordillo o pretender simpatizar con quienes incurrieron en fraudes electorales como Bartlett Díaz de quienes no podemos justificar ni defender cada uno de sus actos los cuales no son de izquierda.

El líder Perredista, manifestó que las decisiones del líder de Morena, solo son muestra clara que el viejo PRI nunca se fue y que hoy toca a los ciudadanos no permitir que asuman el control del país.

Print Friendly, PDF & Email